Inicio arrow Jurisprudencia arrow Jurisprudencia arrow Laudo del TAS en el Caso Webster 03 de octubre de 2023

JURISPRUDENCIA  1997-2013

 
Imprimir E-Mail
01 de febrero de 2008

Laudo del TAS en el Caso Webster

Por Juan de Dios CRESPO


El Tribunal Arbitral del Deporte (TAS-CAS) ha decidido el 30 de enero de 2008 uno de los asuntos m√°s interesantes y espinosos del mundo del f√ļtbol y, por ende, del deporte.

Leemos, con cierta facilidad, que cada tanto existe un nuevo caso Bosman, que, como los denominados ‚Äúpartidos del siglo‚ÄĚ son m√°s frecuentes que lo que uno pretende cuando acu√Īa el t√≠tulo. As√≠, al menos, lo ha denominado el organismo mundial del sindicado de jugadores de f√ļtbol, FIFpro, en su an√°lisis del laudo Webster.

Si bien, en efecto, hemos de decir que el caso de Andrew Webster, un jugador escoc√©s, es quiz√° el litigio futbol√≠stico m√°s importante de los √ļltimos a√Īos, en parang√≥n quiz√° con los asuntos Mex√®s y Bueno-Rodr√≠guez (√©ste √ļltimo tambi√©n llamado el ‚ÄúBosman sudamericano‚ÄĚ, por lo que el juego del bueno de Bosman puede ser casi eterno). Pero, siendo que el mundo del derecho deportivo y el del f√ļtbol en concreto es tal vol√°til y cambiante, aparte de estar en constante renovaci√≥n, no podemos quedarnos en las denominaciones sino en el estudio, lo que me propongo, siquiera de forma urgent√≠sima, para el conocimiento de los iusportistas.

Al menos, esta √ļltima sentencia es la que m√°s tinta ha hecho correr √ļltimamente y, sin duda alguna, har√° correr en los pr√≥ximos meses. Para concretar de lo que se est√° hablando, diremos que Webster decidi√≥, por motivos de tensi√≥n deportiva entre √©l y su club (que quer√≠a renovarle pero a un precio que no le interesaba al futbolista) rescindir su contrato, una vez pasados los tres a√Īos del llamado ‚Äúperiodo protegido‚ÄĚ del Reglamento FIFA para el Estatuto y la Transferencia de Jugadores.

El gran dilema tanto en la C√°mara de Resoluci√≥n de Disputas de la FIFA como ante el TAS ha estado centrado en la cuant√≠a que deb√≠a pagar un jugador que, seg√ļn el citado Reglamento, siempre ha abonar una indemnizaci√≥n cuando rescinde su contrato, sea o no durante el periodo protegido y, en el caso que nos ocupa, dicha indemnizaci√≥n variaba desde los 5 millones de libras que solicitaba el club anterior, el Heart of Middlothian de Escocia, las 625.000 a las que fue condenado por FIFA en primera instancia y el remanente del contrato, que se postulaba por parte del mismo y de su nuevo club, Wigan, de Inglaterra, una cifra que se calculaba alrededor de 150.000 libras.

El TAS ha decidido que la √ļltima de las posturas era la v√°lida y ha emitido un laudo en ese sentido, lo que, por primera vez delimita las indemnizaciones a pagar en cuanto un jugador ejerza su derecho a rescindir el contrato, una vez pasado el periodo protegido, lo que le diferencia de la sentencia Mex√®s, que rompi√≥ su contrato durante dicho periodo, lo que siempre tiene una mayor indemnizaci√≥n, tal y como lo recuerda el propio TAS en el laudo Webster, que ahora analizamos.

El TAS también ha mostrado otro camino jurisprudencial, de vital importancia a la hora de calcular la indemnización y que no es otro que el de considerar que la amortización pendiente que pudiera quedar por la transferencia de un jugador, queda desvirtuada cuando se firma otro nuevo contrato, eliminando, de esa forma, cualquier posibilidad de que la amortización pendiente se mantenga como un parámetro para calcular la indemnización.

Esta novedad del TAS, como otras en los casos Mexes o Bueno-Rodríguez, va a marcar, sin duda alguna, una nueva línea en las decisiones.

En resumen, ya que el laudo tiene m√°s de 40 p√°ginas, lo que el TAS viene a manifestar, por lo tanto, es que, a falta de ninguna indemnizaci√≥n pactada (la que existe seg√ļn el RD 1006/85 en Espa√Īa por ejemplo, o la que muchos clubes, en Alemania, Rusia o en Italia mismo ya han comenzado a aplicar), y a falta de ninguna oferta real realizada por un club, que pruebe de hecho el lucro cesante del equipo del que se va el jugador (como ocurri√≥ en el caso Mex√®s, donde una oferta de la AS Roma fue considerada como parte de la indemnizaci√≥n), o de una amortizaci√≥n pendiente del primer contrato y no de una renovaci√≥n, s√≥lo existe una posible determinaci√≥n indemnizatoria, que no es otra que la cantidad remanente del contrato del jugador con dicho equipo.

Estos factores anteriormente listados no ocurrían en el caso Webster y, por lo tanto, el jugador sólo ha sido sancionado con pagar el resto de su contrato, que en este caso es de poca monta, aunque también es obvio que no siempre será así, dependiendo de los salarios existentes.

Lo que s√≠ ha quedado claro, al menos para el TAS, es que la pretensi√≥n de obtener una cuant√≠a alta (5 millones de libras) por el Heart, no estaba fundada, y que no exist√≠a ning√ļn lucro cesante demostrado (por ejemplo, una oferta de traspaso real por un club tercero) y que admitir el ‚Äúvalor de mercado‚ÄĚ que se pretend√≠a por el club escoc√©s, no era sino volver a un momento hist√≥rico-jur√≠dico ‚Äúante-Bosman‚ÄĚ. Como se ve, el apellido del jugador belga es usado de forma constante. Es decir, que ninguna valoraci√≥n per se de un jugador, sin base real (indemnizaci√≥n contractualmente pactada, oferta real de otro club u otra demostraci√≥n de da√Īo efectivo o de pacto econ√≥mico por rescisi√≥n) es aceptada.

En definitiva, es un paso adelante de gran importancia para los jugadores de f√ļtbol que, en las condiciones descritas, van a poder tener una base s√≥lida sobre cual va a ser la indemnizaci√≥n que les tocar√° pagar si rescinden su contrato.

A mi entender, y es lo que he preconizado para los clubes, es esencial tener un clausulado bien estudiado y negociado en cuanto a la indemnización en caso de rescisión por parte de un jugador.


TEXTO √ćNTEGRO DEL LAUDO DEL TAS (ingl√©s)


Juan de Dios Crespo

Especialista en Derecho Deportivo

Abogado de Andrew Webster ante el TAS



 

Modificado el ( 01 de febrero de 2008 )
 
 

INFORMACI√ďN RELACIONADA


MENU 2006-2013
Pagina nueva 2

 

gif/solo.gif (206 bytes)  Noticias

 

gif/solo.gif (206 bytes)  Opini√≥n

 

gif/mas.gif (231 bytes)  Art√≠culos

gif/mas.gif (231 bytes)  Editoriales

gif/mas.gif (231 bytes)  Entrevistas

gif/mas.gif (231 bytes)  Desde otro √°ngulo

gif/mas.gif (231 bytes)  Opini√≥n 2005-2006

gif/mas.gif (231 bytes)  Opini√≥n 1997-2004 

 

 

gif/solo.gif (206 bytes)  Casos de especial inter√©s 

gif/solo.gif (206 bytes)  Dossier 

 

 

gif/solo.gif (206 bytes)  Eventos 

 

 

gif/solo.gif (206 bytes)  Bibliograf√≠a 

 

 

gif/solo.gif (206 bytes)  Jurisprudencia

gif/solo.gif (206 bytes)  Legislaci√≥n

gif/mas.gif (231 bytes)  Legislaci√≥n Espa√Īola 

gif/mas.gif (231 bytes)  Legislaci√≥n Comunidades Aut√≥nomas Espa√Īolas 

gif/mas.gif (231 bytes)  Legislaci√≥n Deportiva Canaria 

gif/mas.gif (231 bytes)  C√≥digo Canario del Deporte 

gif/mas.gif (231 bytes)  Estatutos Federaciones Canarias 

gif/mas.gif (231 bytes)  Normativa internacional

 

 

gif/solo.gif (206 bytes)  Boletines oficiales

gif/solo.gif (206 bytes)  Enlaces

gif/solo.gif (206 bytes)  Contactar 

gif/solo.gif (206 bytes)  Servicios

gif/solo.gif (206 bytes)  IUSPORT Latinoam√©rica

gif/solo.gif (206 bytes)  IUSPORT English

 

gif/solo.gif (206 bytes)  Buscador

gif/solo.gif (206 bytes)  Hemeroteca 

 

 




Derecho deportivo


JURISPRUDENCIA 1997-2006


Ver Jurisprudencia 1997-2006

Home Aviso Legal Personalizar Cookies PolŪtica de Cookies PolŪtica de Privacidad
Enlace a la portada Enlace a la sección de Opinión Enlace a la sección de Casos Enlace al mapa web Enlace a la sección Dossier Enlace a la sección Jurisprudencia Enlace al Boletín Oficial del Estado Enlace al listado de boletines oficiales autonómicos Enlace a la sección Libros Enlace a la sección Nosotros Enlace a la sección Noticias Enlace a la sección Congresos Enlace a la sección Servicios Enlace al listado de links Enlace a la sección Legislación Canaria Enlace a la sección Legislación Enlace al buscador Enlace a la página de Contacto Enlace a la sección Hemeroteca Venta del libro 10 años de iusport